24 de julio, 2020 Biotecnología comentarios Bookmark and Share
< Volver

La presidenta de AseBio, Ana Polanco, ha sido una de las 34 voces expertas que fueron convocadas por la Comisión a comparecer en el Grupo de Trabajo de Sanidad y Salud Pública donde ha expuesto el detalle de las propuestas del sector biotecnológico para la España del mañana.

Con la aprobación del dictamen de la Comisión el Congreso de los Diputados considera a la biotecnología como un sector estratégico por su impacto en la salud y la economía de nuestro país como así se menciona en las conclusiones: “El sector salud y la biomedicina son un componente muy importante del potencial económico y tecnológico de España, y por ello un campo en el que desplegar con gran potencial las capacidades de nuestro país para avanzar en I+D+i”.

La práctica totalidad de las propuestas de AseBio han sido incorporadas al dictamen destacando las siguientes propuestas de la Comisión por su capacidad para protegernos mejor frente a futuras emergencias sanitarias y para impulsar un crecimiento económico basado en la ciencia y la innovación con gran capacidad de generar empleo de alta calidad:

  • Incrementar gradualmente la inversión en I+D+I en los próximos 5 años hasta el 2% del PIB.
  •  Reforzar la colaboración público-privada con la industria farmacéutica y biotecnológica para ofrecer soluciones basadas en evidencias científicas sólidas.
  • Crear a través del Instituto de Salud Carlos III una plataforma de vacunas, que asocie a los principales grupos de investigación del Sistema Nacional de Salud (SNS), las Universidades, las OPIs y la industria farmacéutica y biotecnológica, en un esquema de colaboración público-privada.
  • El refuerzo de las Terapias Avanzadas y la Medicina Individualizada Molecular para garantizar la equidad en el acceso a la innovación y el impulso a la investigación.
  • Revisar y actualizar el programa PROFARMA para tener en cuenta todas las aportaciones de las compañías con impacto en el empleo (especialmente de alta cualificación), en la producción y exportación y en la I+D y transferencia tecnológica, sea cual sea la aportación.
  • Una nueva política industrial alineada con los Objetivos de Desarrollo Sostenible que impulse la bioeconomía y en la que ganen peso las actividades económicas de mayor valor añadido y con mayor contenido en conocimiento.
  • Una estrategia de fortalecimiento de las pymes que permita desarrollar sus potencialidades y sus posibilidades en un contexto global que contemple programas de internacionalización, digitalización y colaboración empresarial, así como mejorar los instrumentos financieros de apoyo.
  •  Un plan de apoyo a la agricultura sostenible reconociendo su carácter esencial, logrando mantener un suministro estable de alimentos de calidad.

En definitiva, el dictamen de la Comisión del Congreso de los Diputados pone de manifiesto “la importancia de la ciencia y la innovación en la búsqueda de soluciones en el ámbito sanitario, social y económico” y, coincidiendo con el diagnóstico de AseBio, resalta “la necesidad de mayores inversiones en conocimiento e innovación” poder hacer frente a los grandes retos a los que nos enfrentamos como sociedad.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus