Publicidad

Empresas Premium

13 de diciembre, 2019 Biotecnología comentarios Bookmark and Share
< Volver

El cambio climático nos pone por delante metas mundiales con una visión integral, universal y transformadora. Es el momento. La comunidad biotecnológica española está plenamente comprometida con el objetivo de impulsar un modelo económico más sostenible para dar respuesta a los desafíos sociales y medioambientales que tenemos por delante.

De esta forma, dentro del programa de la cumbre COP25, AseBio ha celebrado dos paneles (“La biotecnología frente al cambio climático: Una sociedad más protegida, mejor alimentada y más sostenible”, durante el pasado 6 de diciembre, y este viernes 13 “Las bioempresas ante la emergencia climática”), para dar a conocer el papel de la biotecnología en la resolución de desafíos medioambientales.

Durante los días de celebración de la conferencia de Naciones Unidas, se han presentado ejemplos reales de desarrollos que ya permiten una agricultura sostenible y que aumentan la resistencia y el rendimiento de las plantas; un mejor aprovechamiento del CO2, a partir de micro algas; conseguir energía más limpia a través de biocombustibles que permiten pensar en un futuro más eficiente; tratamientos de limpieza y gestión del agua basados en soluciones de I+D; generación de energía limpia a través de la biomasa; alimentos funcionales que jugarán un papel importante en la alimentación de las próximas décadas, o incluso las vacunas que nos protegerán ante la posible propagación de enfermedades infecciosas ocasionadas por el cambio climático.

AseBio, junto a sus socios Plant Response, Natac Biotech, Algaenergy, Fundación Medina, Bayer CropScience y MSD, han argumentado en los diferentes paneles cómo la biotecnología contribuirá a incrementar el bienestar y el progreso, preservando el medio ambiente, la naturaleza y la vida en nuestro planeta.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus